¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Se acerca la hora cero del paro cívico en Tunja

Las autoridades y los organizadores sostienen que la protesta será pacífica este miércoles 25 de abril.

Una serie de manifestaciones que pretender no alterar el orden público de la capital de Boyacá, tendrán que enfrentar los tunjanos este miércoles 25 de abril en medio del ‘Paro Cívico’ programado por ciudadanos que no están en contra de los elevados cobros del impuesto predial para el 2018, dentro de otras razones.

Con perifoneo desde la Plaza de Bolívar de la ciudad, y a través de las redes sociales, los líderes del paro convocaron a la jornada que iniciará a primera hora de este miércoles. Aseguran que varias agremiaciones protestarán en varios puntos de la ciudad.

“El paro cívico de este 25 de abril es pacífico. Tendremos concentraciones en todos los puntos cardinales de Tunja. Estos van a estar apoyados por estudiantes, comerciantes, agremiaciones de transportadores, madres comunitarias, quienes en la tarde marcharán, ya que a estas madres al servicio del Icbf les han vulnerado derechos en cuanto al tema pensional. Tenemos planeados al menos 7 puntos de encuentro en la ciudad. Algunos entes no gubernamentales tambien estarán apoyando a los líderes de juntas de acción comunal, en esta jornada en la que alzamos la voz contra lo que consideramos que está afectando los bolsillos de nuestras familias en la ciudad”, explicó en Caracol Radio Jairo Andrés Barajas, uno de los organizadores del paro cívico

Observadores de derechos humanos como la Personería y la Defensoría del Pueblo estarán adelantando la vigilancia y acompañamiento de la manifestación, según los organizadores del paro.

Habrá hasta un ´Pupitrazo’
Se trata de una protesta estudiantil simbólica programada para las 9am en la glorieta norte de Tunja.

Lo anterior se planeó por parte de la Asociación Nacional de Estudiantes de Secundaria, ANDES, líderes y representantes de colegios públicos y privados, quienes protestarán para reclamar la tarifa excepcional del transporte público de la ciudad, con el objetivo de que haya descuentos en el costo del pasaje para los estudiantes.

Incertidumbre por la herencia de paros anteriores
Una buena parte de la ciudadanía asegura que no podrá acompañar las manifestaciones pero sí aseguran estar preocupados, ya que existe la zozobra sobre cómo se va a mantener el orden público de la ciudad, esto teniendo en cuenta el desarrollo de los paros de otros sectores en el pasado.

La incertidumbre también es el resultado de cadenas temerarias de Whatsapp que han circulado en las últimas horas amenazando a los comerciantes y padres de familia que no se unan a la jornada, o que no acaten el cese de las actividades.

Al respecto los organizadores del paro desmintieron que ese tipo de información amenazante haga parte de su convocatoria, y por el contrario aclararon a la opinión pública que tal vez se pueden presentar algunas dificultades de movilidad en algunos sectores de la ciudad.

“Sin embargo (mientras se nos respete nuestra manifestación), mantendremos nuestra manifestación bajo el respeto y la seguridad de la gente, que son nuestros vecinos, tomando también la vocería de quienes no puedan salir a las calles por alguna razón”, indicó Barajas.

El vocero de los ciudadanos que irán a paro, agregó que “el paro es de la gente, pero si de pronto llegan a haber infiltrados en los puntos de concentración, no es nuestra responsabilidad. Tendremos jóvenes, estudiantes universitarios, adultos mayores, madres cabeza de hogar y tenederos dentro de otros sectores apoyando las manifestaciones, y haremos todo lo posible por controlar el buen comportamiento de los manifestantes.

Por su parte la administración municipal toma medidas en conjunto con las autoridades locales para evitar alteraciones del orden público, y para a su vez dar garantías de respeto a la protesta, “por lo que no se llevará a cabo ninguna acción que pretenda reprimirla”, mencionó el secretario de gobierno, Fabio Martínez.

La administración también se mantiene en que no se permitirán actos vandálicos o que atenten contra la seguridad de niños y adultos en la ciudad, y que para esto estarán preparadas las unidades de la Policía Metropolitana de Tunja.

El alcalde Pablo Emilio Cepeda decidió no decretar la ley seca ni el toque de queda para este miércoles.

“La administración municipal se compromete a garantizar el derecho del disenso por la inconformidad de los ciudadanos; pero también estará pendiente de preservar la tranquilidad, la seguridad, el orden público y el ornato de la ciudad”, aseguró el alcalde Pablo Emilio Cepeda Novoa.

De otro lado, los organizadores de la protesta recomiendan no enviar a los menores a clases durante todo el día, pero desde la alcaldía señalaron que no se va a traumatizar el normal funcionamiento de los colegios.

De hecho, algunos colegios privados, sí tomaron la decisión de suspender las clases durante este miércoles, es el caso del Colegio de La Presentación.

Según el secretario de Educación Víctor Leguízamo, señaló que por lo menos “ningún colegio público dejará de dictar clase este miércoles, y mantendrán su normalidad académica”.

En cuanto a movilidad, según informó el secretario de Tránsito y Transporte de Tunja, John Alexander Herrera: “Por parte de la unión temporal Mi Ruta y del transporte individual de la ciudad se garantizará la movilidad de los tunjanos con total normalidad”.

Cargando