Con nota de agradecimiento a guardianes se fugó preso de cárcel Bellavista

El fugitivo dejó una nota de explicación y de agradecimiento a los drgoneantes.

Un hombre que cumplía una condena de 13 años en la cárcel Bellavista de Medellín, por acceso carnal violento, se fugó del penal, en un aparente descuido de los guardianes del Instituto Nacional Penitenciario.

Identificado como José Edilberto Muñoz Echavarría, 9 años en el centro penitenciario y estaba el pabellón de mediana seguridad, trabajaba en la granja, donde adelantaba trabajos agrícolas y aprovechó que no había guardias de custodia para fugarse del penal.

“La granja está a bordo de la carretera, la que da a (sector de) Machado, y solo la divide de la cárcel un alambrado, donde no hay más nada, pasa ese alambrado y ya está en libertad”, describió Jorge Carmona, defensor de Derechos Humanos de los detenidos.

El señor Carmona también aseguró que en esa zona no hay guardianes de INPEC ni cámaras de seguridad.

Consideró que estas circunstancias podrían ocurrir precisamente por la falta de guardias suficientes en esa penitenciaría, donde solo 40 personas custodian a unos 3 mil 500 detenidos.

Al preparar su fuga, el convicto escribió y dejó una nota en la que se lee: “Me viene un proceso encima de más de 20 años, así que lo siento mucho. Gracias por todos señores dragoneantes. Les suplico me perdonen. Fueron buenos conmigo. De nuevo, gracias. Atte. Muñoz

Hasta el momento no se ha establecido contacto con el recluso que ahora enfrentará otro proceso por fuga de preso.