¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Hace cuatro años habían advertido la tragedia ambiental de Playetas en Barú

En el 2014 la Fundación Hernán Echavarría Olózaga había recomendado adelantar con urgencia una protección costera en la isla

Ya Ana Milena Ordosgoitia Méndez, directora ejecutiva de la Fundación Hernán Echavarría Olózaga había advertido que el riesgo de un desastre natural en el sector de Playetas en la isla de Barú en Cartagena era inminente sin importar que los recursos estuvieran disponibles para llevar a cabo el proyecto.

En carta enviada en enero del 2014 al entonces alcalde Dionisio Vélez Trujillo, advertía la fundación la inminente necesidad de llevar a cabo un proyecto de protección costera que no siguiera afectando y dejando incomunicado el sur de la isla ante la erosión causada por el mar y su invasión a las lagunas aledañas.

En el oficio, Parques Naturales fue ampliamente advertido de lo que podía pasar y que no se necesitaba hacer una millonaria inversión de 55 mil millones de pesos sino con 15 mil millones alcanzaba para la obra.

"En la Fundación Hernán Echavama Olózaga, una entidad que desde hace 6 años trabaja por el mejoramiento de la calidad de vida de los habitantes de la Isla de Barú, consideramos importante darle a conocer el concepto adjunto, emitido por expertos de una Organización con la experiencia y el prestigio de TWC, toda vez que la solución de la problemática existente en el tramo Playetas de la carretera, es de vital importanda para lograr impulsar el desarrollo de la Unidad Comunera de Gobierno Rural de Barú. Con el debido respeto, nos parece trascendental para la solución de la problemática, llamar la atención de las autoridades sobre la importancia de que se estudien otras alternativas menos costosas y cuyos impactos sobre el ambiente sean los mínimos, tal y como lo sugieren los expertos de TNC."

Hoy cuatro años después, como si se tratase de un viaje al pasado, la posibilidad de salvar Playetas poco a poco se va diluyendo a pesar que el gobernador de Bolívar Dumek Turbay Paz se comprometió con los 15 mil millones de pesos para sacar adelante el proyecto de un viaducto con su protección costera.

“Sí a finales del mes de febrero no hay claridad sobre el tema, los recursos serán para otro tipo de proyecto, no puedo quedarme con los recursos allí sin ejecutar.”

Desde hace cerca de un mes, la administración departamental está a la espera de un visto bueno de una licencia ambiental que debería otorgar la ANLA pero que no se ha podido materializar y la alcaldía de Cartagena para que medie en esta tramitología que afecta la zona y los lugareños.

“Estoy esperando que me den el aval, desde hace dos meses notificando a la alcaldía que los recursos están y que queremos hacer una intervención y proteger del desastre ambiental la ciénaga del Moan, esa laguna ambiental que hay allí y de lograr la conexión que está perdida por efectos de no haber protección costera y que hoy se hace con dificultad y todo lo conocemos, entonces frente a eso estoy esperando, lo he bautizado como la teoría del absurdo, hay un problema, hay un inminente riesgo, hay una necesidad y los recursos yo los tengo y no los puedo invertir, eso no lo entiende nadie.”

Cargando