ACTUALIDAD

Indígenas piden intervención a seis puentes en mal estado por los que se trasladan

Para que los niños de la comunidad Embera vayan al colegio, o para que los miembros del resguardo salgan a la cabecera municipal de Pueblo Rico son usados los puentes.

Por lo menos seis puentes colgantes pertenecientes al resguardos indígenas representan riesgo o incluso ya fueron arrastrados por el río, algunos con casos de muertos.

En mayo pasado, por ejemplo, falleció una niña mientras atravesaba un puente que se llevó el río Docabú, un hecho que fue denunciado en su momento a través de Caracol Radio.

Los líderes indígenas han solicitado ayuda a los gobiernos Departamental y nacional para reparar las artesanales estructural sin obtener respuesta, según relató el gobernador indígena Rodrigo Nacabera.

"Mejor dicho en un estado lamentable están esos puentes. Hay uno que habíamos hecho y que se lo llevó el río y que ayudaba a comunicar a la comunidad de Taparidó a Marruecos en la vía hacia el Chocó, se le ha pedido a la nación y no se ha tenido en cuenta. Otro río sobre el rio Ágüita se ha caído y allí se han salvado los miembros de la comunidad", explicó.

Algunos puentes han sido reparados con cabuya por los indígenas y todos son necesarios porque sirven para el tránsito de estudiantes, pero el abandono estatal es evidente, según el gobernador Nacabera.

Cargando