¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Este tulueño con “huesos de cristal” estudia Química para curar su enfermedad

Por ser ejemplo de vida, el estudiante de la Icesi está participando en un concurso nacional

Una defectuosa formación del colágeno del cuerpo, como consecuencia de un fallo genético que hace que los huesos sean muy frágiles, hizo que Luis Fernando Álvarez, un joven que estudia Química en la U. Icesi padeciera la enfermedad “Osteogénesis imperfecta”, comúnmente conocida como “huesos de cristal”.

Aun cuando su familia vivenció dificultades económicas y el sueño de estudiar en la universidad se desvanecía en Luis, su esperanza nunca desapareció, y por eso logro obtener la beca Ser Pilo Paga, gracias a la cual cursa cuarto semestre de Química, con énfasis en Bioquímica.

Aproximadamente, 30 cirugías le han hecho a Luis debido a su enfermedad, pero hoy a sus 19 años continúa creyendo en la vida, incluso cuando el médico le dijo a su madre que no viviría mucho después de nacer el último día de febrero de 1997.

Luis tiene sus metas: después de graduarse como Químico con énfasis en Bioquímica en la Universidad Icesi, anhela estudiar un doctorado, conocido como Biomedicina molecular, para iniciar una ardua investigación del tema y orientar sus estudios hacia todas la ramas de la ciencia y de la salud que se relacionen con la Química, aspirando a encontrar la solución a su patología.

Gracias a ese espíritu esperanzador, Luis se encuentra participando junto a 50 personajes que se destacan por superar y enfrentar las situaciones difíciles de su vida, en Valientes RCN, un evento que destaca a personas que son ejemplos de vida.

Cuenta el futuro científico que de 1 entre 15.000 fue él el elegido para llevar en su ADN este trastorno genético, cuyo dolor hace que en distintos momentos sangre sin darse cuenta de cómo lo ocasiono y rasgué su piel sin sentir nada. Por eso, algún día espera encontrar la cura a esta y muchas más enfermedades, evitando que las personas padezcan lo que él siente.

Cargando