Escuche ahora

6AM Hoy por Hoy

Darío Arizmendi


Síganos en:

Ciudades

Selecciona tu emisora

cerrar

Ordenan reconocer y otorgar residencia temporal a ciudadana expulsada de San Andrés

Deberá acreditar los años que establece el Decreto 2762 para adquirir la residencia permanente.

La Sala Cuarta de Revisión de la Corte Constitucional, le ordenó a la Oficina de Control de Circulación y Residencia del Departamento Archipiélago de San Andrés, Providencia y Santa Catalina -OCCRE- reconozca y otorgue la residencia temporal a la ciudadana Kelis Carolina Quiñones Pacheco, hasta tanto se acrediten los tres años de cohabitación con su compañero permanente Yesid De Ávila Emiliani, sin ponerle ningún requisito adicional aparte de la convivencia ininterrumpida.

La decisión de la Alta Corte, se tomó al revocar el fallo proferido, en primera instancia, por el Juzgado Único Penal del Circuito Especializado de San Andrés, el 11 de febrero de 2016 que negó el amparo invocado y en su lugar, tutelo el derecho fundamental a tener una familia y no ser separados de ella sus dos hijos menores de edad.

La ciudadana favorecida con el fallo, fue declarada por la Occre en situación irregular el 30 de abril de 2014, y como consecuencia de ello, sancionada con la devolución al último lugar de embarque, la imposición de una multa y la inclusión en la lista de personas que no pueden ingresar a la isla.

En su momento el Director Administrativo de la OCCRE, argumento que no se había vulnerado los derechos fundamentales invocados en la tutela, toda vez que, en este caso, se observaron las normas que limitan y regulan los derechos de circulación y residencia en el Departamento Archipiélago de San Andrés, Providencia y Santa Catalina de conformidad con el Decreto 2762 de 1991.

Para la Corte, a pesar de que se justifican las restricciones a la libertad de circulación y residencia en el Departamento Archipiélago de San Andrés, Providencia y Santa Catalina, existe un perjuicio irremediable relacionado con la expulsión de dicho territorio insular de la madre de dos pequeños niños y la consecuente separación familiar.

La OCCRE no le podrá oponer ningún obstáculo o requisito adicional, a la ciudadana para adquirir la residencia permanente, más allá de la acreditación de la convivencia continua con el padre de sus dos hijos.