¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Confirman exclusión de Silvia Gette y su familia del Uniautónoma Fútbol Club

La ex rectora había demandado que se le regresaran derechos como accionista del equipo.

El Tribunal Superior del Distrito Judicial de Barranquilla, a través de la Sala Octava Unitaria Civil Familia, confirmó la terminación del proceso contra Universidad Autónoma del Caribe Fútbol Club, tras la demanda interpuesta por Silvia Gette Ponce en enero de 2014, una vez la Junta Directiva y la Asamblea de Accionistas del equipo decidieron excluirla definitivamente de la institución deportiva.

 La medida también cobija a Cristian Gette Ávalos y a la firma Gette Ponce SAS, que tenían participación accionaria, y la cual habían adquirido con recursos de la institución de educación superior.

 El abogado Daniel Largacha explicó que tanto los aportes para la adquisición e los derechos del equipo de fútbol como los gastos que demandaba el mismo se hacían con recursos de la universidad y que ni la señora Gette ni ningún miembro de su familia aportaba dinero alguno.

 Además la conformación de la sociedad que se conformó para arropar el fichaje del equipo también se hizo con plata de la universidad por tanto ni la ex rectora ni Cristina Gette y Gette Ponce SAS tenían soporte para reclamar acciones del equipo, explicó Largacha.

 El tribunal ratificó el auto del 3 de noviembre de 2015 del Juzgado Tercero Civil del Circuito, en la que declaró la terminación del proceso por la figura del desistimiento tácito, es decir que durante un año (entre el 20 de octubre de 2014 y el 27 de octubre de 2015) el mismo estuvo inactivo y sin ningún requerimiento por parte de los abogados de Gette.

 Señala el fallo fechado el 6 de mayo del presente año por el Tribunal de Barranquilla, que inspeccionado el expediente del proceso se comprobó que efectivamente durante el año de inactividad la demandante no presentó ninguna actuación o solicitud para resolver el proceso, a pesar de que contó con todos los medios legales para actuar y seguir adelante con sus peticiones.

 De esta manera el tribunal da por concluido el proceso mediante el cual la señora Gette Ponce pretendía quedarse con el equipo de fútbol que le pertenecía a la universidad.

Cargando